Saturday, August 30, 2008

¡Ay, de mis pobres hermanos cubanos!

http://www.cnn.com/2008/WORLD/weather/08/30/gustav/index.html

Según este artículo de CNN.com, Gustav aterrizó en Cuba con vientos en exceso de 150 mph. Vientos así causan daño catastrófico; mi corazón se siente triste por el sufrimiento que esta tormenta les va a causar. Todos deberíamos orar que la tormenta no vaya a Nueva Orleans; si pasa por allí siendo tan fuerte y grande, mi ciudad querida va a desaperecer para siempre.

1 comment:

chattypatra said...

Por eso mismo te comenté anteriormente que mi gran preocupación era con lo que iba a pasar en Cuba. Como bien sabes, muchos de ellos emigraron a mi isla después de la traición de Castro. Todavía siguen llegando. Siempre que se les viene una tormenta encima, pienso que allá no hay FEMA que valga. Ni idea de que (si algo) hace el gobierno para ayudarlos a reconstruir. Se me parte el corazón sabiendo que los familiares de tantos de mis amigos siguen atrapados en ese infierno en dónde reina suprema la opresión.